Y llegan las elecciones

Escrito por Liberación 2000. Posteado en El Blog de Carmen

votaciones-recurso-nocc

Actualmente estamos hablando de la corrupción y cómo está instalada en las esferas del poder. Porque por mucho que los políticos se empeñen en poner leyes que cada vez ahogan más a los trabajadores y pequeños y medianos empresarios, no hacen nada para controlar lo que las grandes empresas y grandes fortunas hacen para engañar, porque cuanto más se ganan menos se quiere pagar y entonces se empiezan las trampas, pero hasta ahora sólo se hacen normas para controlar a los pequeños, no a los grandes, quienes siguen llevándose dinero y traficando con el poder.

¿Cómo es posible que habiendo pasado tantos años desde el primer tráfico de influencias, a fecha de hoy, se sigan cometiendo fraudes? Esto es porque siguen siendo intocables, aforados o lo que sea; se creen que a ellos no les van a descubrir jamás y por eso siguen delinquiendo, presuntamente. ¿Y por qué? Porque lo que se ha hecho ha sido para los pobres y no para ellos,  ¿cómo van a votar una ley contra ellos mismos? ¿No ha sido más fácil votar el aumentar la edad de jubilación y los años de cotización del resto de los humanos y no la de los políticos? Porque son ellos los que votan las leyes y no piensan en la representación que el pueblo les ha otorgado. Porque para eso les hemos votado, pero en cuanto ganan, lamentablemente, se les olvida todo.

Es gracioso ver lo que ofrecen ahora, el oro y el moro. Dicen que ahora es el momento y no antes, ¿pero por qué nos toman a los ciudadanos por tontos? Reconozco que hay un gran número de personas que son corderitos y otras necesitan guerra, violencia e insultos, pero muchos otros tenemos memoria histórica y no tan histórica, porque no han pasado tantos años desde las últimas elecciones y se recuerda lo que dijeron que iban a hacer, lo que hicieron y lo que no hicieron. Y lo peor de todo, lo que siempre dicen pero nunca ninguno hizo, hace o hará.

Pongo por ejemplo a los desahucios. Ahora todos quieren poner leyes, normas, etc., para que a una familia no se la deje en la calle por haber avalado a sus hijos. Hemos salvado a los bancos de las crisis y hemos hundido a las familias. Ahora todos quieren ayudarles, se habla de dación en pago, de otros temas que llevamos años sufriendo, pero nadie hace nada de verdad y mientras cada vez más familias, en la calle.

Ahora bajan los impuestos. ¿Ahora? Porque ahora se puede, antes había que subirlos, pero ahora es el momento de bajarlos. ¿De verdad es el momento o sólo interesa actuar ahora para rascar votos de cara a las elecciones?

Todos nos convencen e insisten en las decisiones que tomarán si llegan al poder, y nosotros, el pueblo, las escuchamos. No importa cuáles sean y si son veraces o no, la gente de a pie tiene ganas de creer.La verdad, sin embargo, es que se ríen de las personas descaradamente, siguen gastando dinero ante ideales sin tener en cuenta servicios básicos perdidos. Eso sí, ahora es cuando les urge, porque así cuando tengan el poder podrán tapar sus propias miserias; luego tendrán que ir a los psicólogos para redirigir su desilusión. La gente, ilusionada y esperanzada, opta por creerles. ¿Qué otra opción queda?

Les vale todo en política, cambian los tiempos, luego si no les sale como quiere, dicen que es grotesco lo que pasa, y más gasto público utilizado. De verdad, es todo irrisorio. Pero tenemos que votar a ver si conseguimos que alguna persona sea eso, una persona, una persona con dedicación a la política, una persona que se valga de su experiencia e inteligencia para hacer algo útil y no limitarse sólo a poner la mano y contar en un coche dinero de presuntas mordidas.

Como dice Rousseau, “El hombre es bueno por naturaleza, es la sociedad la que lo corrompe”. ¿Eso es verdad o la predisposición a la corrupción se lleva en los genes?

De todas las maneras estoy feliz, porque después de las elecciones y con todo lo que están prometiendo parece que:

  • van a desaparecer los desahucios;
  • bajará el número de parados;
  • las personas mayores de 50 años encontrarán trabajo;
  • los jóvenes que se han ido al extranjero volverán a casa con un trabajo bajo el brazo;
  • los salarios serán más altos;
  • pagaremos menos impuestos;
  • bajarán las tasas de las universidades, colegios y guarderías;
  • habrán más becas;
  • la sanidad será rápida y eficaz;
  • y Alicia en el país de las maravillas se llamará Carmen de España;
  • y brindaremos todos, seremos felices y comeremos perdices en armonía y felicidad.
  • Amén.

 

vía foto

Etiquetas:, , , , , , , ,

"Trackback" Enlace desde tu web.

Deja un comentario